20.9 C
Estepona
domingo, julio 14, 2024

Valadez: Donde dije digo, ahora digo Diego

Hace ya cerca de tres años Valadez decía con jactancia “si a mi me imputasen, no tardaría ni un minuto en dimitir”. Por esas mismas fechas, el otrora secretario de organización del PSOE y actual Ministro de Fomento, Pepe Blanco, decía «los militantes sobre quienes recaiga sospecha de irregularidad serán separados del partido y a los cargos públicos se les exigirá su cese”.

Pues bien, hace tan sólo unos días el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) confirmaba que se mantienen las imputaciones contra Valadez, por los presuntos delitos de malversación de fondos públicos y apropiación indebida, tras la denuncia presentada por el sindicato CSIF y por el Partido Popular de Estepona, al utilizar ilícitamente el regidor el dinero de los convenios urbanísticos para el pago de nóminas y gastos corrientes.

Pero esta no es la primera vez que Valadez es imputado por los tribunales de Justicia. Ya en el mes de noviembre del pasado 2010, Valadez fue imputado también por el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción nº 5 de Estepona, por unos presuntos delitos societarios y por otro de falsedad. La imputación del alcalde se produjo como consecuencia de la querella criminal presentada contra él por el Tesorero del Ayuntamiento de Estepona.

Pero no acaban aquí los problemas judiciales de Valadez. Hace unos meses, se hizo público que el Juzgado nº 5 de Estepona abrió Diligencias Penales  contra la concejala socialista Cristina Rodríguez Alarcón, por presuntos delitos contra la Administración Pública, ante la denuncia presentada por la Plataforma Vecinal de Estepona. Hace sólo unas semanas, la Plataforma Vecinal no sólo se ratificó en la denuncia contra la edil Cristina Rodríguez, sino que amplió su denuncia al propio Valadez.

También tan sólo hace unos días la Banda Municipal de Música, con el asesoramiento legal de la sección sindical de FSP-UGT del Ayuntamiento de Estepona, interpuso en los Juzgados de Instrucción de Estepona, una querella criminal por la vía penal contra Valadez, por los presuntos delitos de prevaricación, contra los derechos de los trabajadores y desobediencia en el cumplimiento de sentencias judiciales firmes.

Como nuestros lectores han podido comprobar, en poco tiempo Valadez y el PSOE han cambiado de opinión y han incumplido sus compromisos con los ciudadanos, ya que ni Valadez ha dimitido ni el PSOE le ha exigido su cese. Este es un claro ejemplo de lo atinado que les viene a ambos ese antiguo refrán español que decía “donde dije digo, ahora digo Diego”.

Últimas noticias