El Ayuntamiento de Estepona tiene preparadas las playas y fija un protocolo de seguridad que garantiza su apertura en la fase 2 de desescalada

Las playas de Estepona se encuentran preparadas para la apertura al público después de que el Ayuntamiento haya organizado un protocolo de seguridad e higiene que garantiza el cumplimiento de las medidas establecidas en la fase 2 de la desecalada.

La concejala adscrita al área de Playas, Susana Aragón, ha indicado que el Consistorio va a reforzar las actuaciones de limpieza en los módulos de aseos, en las duchas, en los accesos y rampas a las playas y en la arena, siguiendo las recomendaciones que las autoridades sanitarias han acordado con motivo del COVID-19.

Así, los módulos múltiples de aseo, que permanecerán abiertos al público desde las 12.00 hasta las 20.00 horas, serán limpiados cuatro veces al día con productos desinfectantes y también dispondrán de geles higienizantes que los usuarios deberán utilizar obligatoriamente al entrar y salir de los mismos. Por otro lado, las escaleras, rampas y accesos serán fumigados diariamente con productos bactericidas y virucidas.

En cuanto al litoral, el Ayuntamiento va a reforzar la limpieza de la arena con maquinaria que hará diariamente el cribado y planchado en horario nocturno para no provocar molestias a los bañistas.
Además, habrá cartelería y paneles informativos en los accesos a las playas y en los módulos de aseo con todas las normas excepcionales que han establecido las autoridades sanitarias para el correcto disfrute del litoral.

Los usuarios deberán respetar siempre la distancia de seguridad de dos metros tanto en la arena como en el mar, y los deportes colectivos o grupales estarán prohibidos. Los ciudadanos tendrán que acceder y salir calzados de la playa y las duchas solo podrán ser utilizadas por una persona por servicio.

Las autoridades sanitarias también prohiben la presencia de animales excepto los perros guías para personas invidentes, así como que se arroje material de protección a la arena. Los menores de 14 años deberán ir acompañados por un adulto y las salidas y accesos a la playa deberán permanecer libres.

Otra de las recomendaciones es que no se compartan objetos ni comida, que se limite el contacto al máximo posible entre los usuarios y que se abandone la playa si se notan síntomas de fiebre o malestar físico.

La Policía Local velará por el cumplimiento de estas normas excepcionales y en los próximos días se sumarán a estas funciones los vigilantes que van a ser contratados por la Junta de Andalucía para el control del aforo.

Todos los trabajos de limpieza e higiene que se están llevando a cabo se suman a las actuaciones de conservación y mantenimiento que en los últimos meses ha llevado a cabo el Consistorio para que las playas del litoral se encontrasen en perfectas condiciones para su apertura al público.

El Ayuntamiento apela a la responsabilidad de los ciudadanos para que todos podamos disfrutar de las playas.